Horacio, un gran poeta

Horacio, como bien saben es un poeta latino del siglo I a.c. La vida literaria de Horacio se divide en dos etapas principales: en la primera compuso las Sátiras, una poesía guiada mas a una crítica moral y social; y en la segunda las Odas, ligadas a los sentimientos. En estas últimas es por lo que mas se le reconoce al poeta ya que fue capaz de plasmar de la manera más clara y rotunda algunos tópicos de la literatura que hoy en día perviven.

Atribución: trucos y astucias

“Cada día es una pequeña vida.” Horacio Atribución: Trucos y Astucias

Carpe Diem (goce del tiempo) es uno de los tópicos mas extendidos de la literatura. A sido tan grande su influencia que en muchas ocasiones se ha convertido en una postura de vida vigente en diversas culturas y tradiciones. Horacio fue capaz de plamar este tópico en su Oda 11, Oda dirigida a Leuconte (griego: mente blanca, sinónimo de inocencia). En ella le ruega que se despreocupe por lo que ocurrirá mañana, que lo que de verdad importa es vivir el presente y gozar de la vida debido a su fugacidad.

Gran cantidad de famosos poetas llevaron el tópico a su literatura. Uno de ellos Ovidio en donde usó el tópico para aconsejar a una joven a que goce de la vida antes de llegar a la vejez. También TÍbulo y Propercio utilizan el Carpe Diem como apoyo en sus obras. Sin embargo surgió el tópico anti-Carpe Diem como muestra de aquellos poetas cristianos que querían rebatirlo como conflicto surgido entre el clasicismo y el cristianismo.


Sin duda alguna durante siglos el tópico a perdurado en la literatura occidental. En la literatura española a sido muy influyente donde lugar a una variación del tópico: collige, virgo, rosas destacando el soneto En tanto que de rosa y azucena de Garcilaso de la Vega.

La conservación de este tópico a dado lugar a su utilización en cantantes de gran prestigio como Joaquín Sabina ejemplificándolo a partir de una metáfora:

“Pisa el acelerador… gasta las ruedas

Pisa el acelerador… hasta que puedas

Pisa el acelerador… siéntete viva

Pisa el acelerador… no estés cautiva

Mientras tenga gasolina tu motor,

pisa el acelerador.”

La nave del estado es una alegoría escrita por Horacio la cual también ha adquirido gran importancia en otros poetas convirtiéndose en un motivo literario. A lo largo de la literatura numerosos escritores lo han utilizado como base en muchos de sus poemas. Dante (Edad Media) empleó dicho motivo literario en la Divina Comedia, concretamente en el pasaje del Purgatorio. También Petrarca (Renacimiento italiano) utiliza esta alegoría, pero con una pequeña modificación, se trata de una alegoría del amor donde la barca en la que viaja el marinero enamorado representa el amor.

Lope de Vega (barroco español) compone La barquilla con el motivo de la nave del estado.

Por último cabría destacar que la nave del estado ha llegado hasta nuestros dias con el periodismo. Un ejemplo es el artículo de Olegario González como motivo de comparación con la política española contemporánea:

“En tiempos de tormentas, que amenazan la estabilidad económica de naciones y familias, ¿quedarán tiempo y sosiego para hablar de poetas y de naves, de mares con otras tormentas y de marinos con otras responsabilidades? Mientras nos sentimos acongojados por estos problemas urgentes, no podemos olvidar las tormentas morales y culturales, que son más silenciosas pero tienen secuelas más profundas.”

Horacio a sido un gran poeta y sus aportaciones a la literatura a ayudado a grandes escritores y músicos ofreciendo incluso una forma de vida.

Amaia Ros Vergara

Anuncios